URL is copied to your clipboard.

Los 4 Mitos Más Comunes Acerca de las Pruebas de ADN

Los 4 Mitos Más Comunes Acerca de las Pruebas de ADN

En esta sección se presentan 4 de los conceptos erróneos más comunes sobre las pruebas de ADN.

Mito #1: Las pruebas de ADN requieren saliva o sangre

Tu secuencia individual de ADN es prácticamente la misma en casi todas las células de tu cuerpo. Esto es muy práctico para las pruebas de ADN: significa que hay más opciones disponibles que sólo usar las células en la sangre o en la saliva. La prueba de ADN de MyHeritage consiste en una simple muestra de mejilla. Cuando frotas suavemente la cara interna de la mejilla con el hisopo, se recolectan células epiteliales en el hisopo y el laboratorio puede extraer tu ADN de esas células.

Mito #2: Debido a que los niños heredan el ADN de sus padres, los hermanos de padre y madre deben obtener los mismos resultados

Si bien es cierto que se hereda el 50% de las etnias de cada uno de los padres, no necesariamente se hereda el 50% de cada una de sus etnias. Por ejemplo, si tu madre es 50% irlandesa y 50% escandinava, no necesariamente serás 25% irlandés y 25% escandinavo. La mezcla étnica que heredas es casual. En este ejemplo, es posible que seas un 10% irlandés y un 40% escandinavo. Las etnias que heredaste de tu madre deben sumar aproximadamente el 50% de tu Estimación de Etnicidad total, pero no hay manera de saber dentro de ese 50%, cuánto tienes de cada una de sus etnias sin hacerte una prueba de ADN.

¡Es por eso que los hermanos obtienen resultados diferentes! Si tu madre es 50% irlandesa y 50% escandinava, puede haber transmitido 10% irlandesa y 40% escandinava a un hijo y 20% irlandesa y 30% escandinava a otro.

Mito #3: Tu Estimación de Etnicidad genética coincidirá con tu genealogía conocida

Hay varias razones por las cuales tu Estimación de Etnicidad podría no coincidir con las etnias de los antepasados de tu árbol genealógico.

Si una etnia se transmitió a través de muchas generaciones, es posible que no hayas heredado una cantidad detectable.

Es posible que hayas heredado etnias inesperadas de antepasados que no conocías. Incluso los árboles genealógicos más robustos no incluyen a todos.

También existen limitaciones biológicas en las pruebas de ADN, como el hecho de que algunas poblaciones tienen ADN similar debido a su proximidad geográfica, o a los patrones de migración que condujeron a la mezcla de lo que antes eran reservas de genes aislados. Esta es la razón por la que, por ejemplo, se puede ver la etnia inglesa cuando se espera que sea escandinava.

Mito #4: Todas las etnias de tus antepasados aparecerán en tu Estimación de Etnicidad

Si bien es cierto que cada generación hereda sus etnias de la generación anterior, el porcentaje de cada etnia que heredamos puede variar. Por ejemplo, si tu bisabuelo era en parte inglés, puede o no haber transmitido todo o parte de su origen étnico inglés a sus hijos. Asumiendo que su hijo – tu abuelo – heredó algo de ADN inglés, puede o no haber transmitido nada de esto a sus hijos. Dos generaciones después de eso, es posible que hayas heredado o no una cantidad detectable del ADN inglés de tu bisabuelo.

Recuerda, la mitad de tus etnias provienen de tu línea paterna y la otra mitad de tu línea materna. Eso significa que una cuarta parte de tus etnias fueron heredadas de cada abuelo. Cuantas más generaciones retrocedas, menos ADN podrás atribuir a cada uno de tus antepasados. Por lo tanto, no es raro saber por un hecho que un antepasado directo tenía una cierta etnicidad que no aparece en tu Estimación de etnicidad.

Si no te has hecho una prueba de ADN y sientes curiosidad por saber cuáles serán tus resultados en comparación con lo que esperabas, puedes solicitar un kit de ADN de MyHeritage o subir gratuitamente los datos de ADN de otra empresa a MyHeritage.

URL is copied to your clipboard.